10 mayo, 2006

MÍRATE PA' DENTRO

Coquí, símbolo de Puerto Rico
(Foto sacada de Google Imágenes)

Creo que estoy harta (¿o no lo suficiente?), porque por más que me esfuerzo no termino de entender al ser humano. En mis correrías por el mundo he aprendido a ser tolerante, mirar las cosas desde puntos de vista diferentes y ser capaz de quitarme los zapatos para ponerme los del ser que tengo en frente... y será por eso que los extremos me espantan y las sinrazones me desquician.

Todo esto lo digo por algo que no es necesario especificar, pero que está haciendo que me hierva la sangre. Vamos a ver, porque digo yo... si alguien te jode y jode y jode hasta decir basta, la ilógica, el orgullo y la mala leche aconsejan que te líes a mamporros con semejante especímen hasta hartarte... pero en cambio la lógica dice que lo apartes, lo dejes a un lado y prosigas tu camino, mientras que el espiritualismo y las zarandajas esas del karma apuntan más allá, que te olvides porque Dios no se queda con nada de nadie, es decir, que el que la hace la paga sin necesidad de que el agredido mueva un solo dedo... y yo, a pesar de la aparente chanza, estoy totalmente de acuerdo con eso... en parte porque es cómodo y en parte porque los pobres, por el detallito ese de no tener más que lo justo para vivir, no podemos agarrarnos a los lumbreras de la ley para poner las cosas en su sitio. Es lamentable.

En mi viaje, del que todos sabéis ampliamente, he aprendido un montón de cosas que poco a poco voy desgranando, porque primero las aprehendo, después las digiero y al final me doy cuenta que están ahí. Este Madrid de mis amores y mis odios, como todas las monstruo-urbes del mundo, obliga a seguir un ritmo frenético que sólo advertimos cuando ponemos distancia... En San Juan desaparecieron mis dolores de cabeza, los problemas en las piernas, la tensión alta, la congestión nasal y tantas otras cosas que yo tenía como "normales" en mi cotidianeidad, y que ahora sé que son culpa del stress y la polución... Allí aprendí a bajar el ritmo, a deleitarme con el entorno, a caminar disfrutando de lo que veo, a saborear todo lo que me rodeaba... y A extasiarme con algo tan simple como el canto de un coquí (algo absolutamente delicioso) cuando iba camino de alguna parte... El coquí es esa ranita de la foto, diminuta, simpática y chillona, que con sus pocos centímetros es nada más y nada menos que el símbolo de Puerto Rico... Siempre me han gustado las ranas y sus colegas, siempre, desde que Kermid en Sesame Street (la Rana Gustavo de Barrio Sésamo) apareció en mi vida... pero lo que más me gusta de este animalito en concreto, del coquí, es su capacidad de convocatoria, su significado, mientras que podría pasar totalmente desapercibida por su canto (escuchar, las escuché a cientos pero no conseguí ver ninguna... para desesperación mía).

Todo esto para decir, a lo mejor sin sentido alguno para nadie, que no importa lo pequeños o insignificantes que nos sintamos, porque en realidad todos tenemos nuestra importancia y nuestro lugar en el mundo (del primero al último)... que no importa cómo nos consideren los demás, si no la percepción divina que tengamos de nosotros mismos... que no importa el que nos quieran hacer ver que no contamos, porque con que una sola persona o animalito reclame nuestra atención ya somos importantes para alguien... podemos hacer que las cosas cambien, podemos ser dueños de nuestras propias vidas y nuestros destinos...

Ya lo sé... hoy tengo un derrape mental de lo más sospechoso... es uno de esos días que parece que he desayunado un cocktail de pastillas en vez de un simple café con leche... pero no es así... yo sé el sentido que tienen las cosas que digo y Mi Ben también (¿0 es que creíais que hoy no le iba a mencionar?). El triunfo en nuestra vida no está en alcanzar las cotas más altas de popularidad y éxito, eso es sólo el precio por renunciar a todo por no llegar a ninguna parte (porque cuando te mueres se acaba)... el triunfo en nuestra vida, desde mi humilde perspectiva del tránsito por este mundo, es poder vivir con dignidad y alegría, acostándote cada noche satisfecho con uno mismo, sin darle demasiada importancia a lo que opinen los demás... porque cada noche, en mi cama, sólo estoy yo (y pronto mi compañero)... y es conmigo con quien me acuesto y con quien me levanto... yo soy mi propio juez, mi propio verdugo, pero también mi recompensa y mi triunfo. Sería perfecto si todos, al cerrar la pestaña cada día, hiciéramos repaso de nuestra propia vida y no de las vidas ajenas, entonces creo que todo iría mucho mejor y estaríamos más relajaditos y armoniosos... porque hay mucho bicho suelto, demasiado, una jartá.

Y si te tuviera delante te lo diría a ti... que ni me conoces, de momento... pero que te empeñas en dar clases de moral a una de las mejores personas que he conocido en el mundo, tú que denunciaste a tu madre de más de noventa años para obtener tu herencia y no pudiste esperar a que el ciclo de la vida se cumpla... tú, que acumulas y acumulas y no tienes vida, por eso te metes en la de cuanto ser humano se te atraviesa en tu camino... tú, que pusiste a tu hermana enferma en la calle porque era un obstáculo en tu camino, sin importarte lo que pudiera ser de ella, y aun así no dejas de abusar de su buena voluntad a diario, comiéndote lo poco que tiene... tú, que de persona no tienes nada... Ojalá los espiritualistas y gurús del karma tengan razón en su filosofía de vida, ojalá, y el destino te obsequie con un poquito na' más de lo que has sembrado, porque ni con siete vidas alcanzarías a pagar tanta marramucia... Y aun así te permites recomendar actitudes correctas...

Al final lo he soltado y me he quedado a gusto... y viendo estas cosas me doy cuenta de lo buena persona que soy, y de lo magníficos que son los que me rodean, porque comparando con lacras como esa me convenzo de que en el mundo todavía quedan personas más que buenas... Y como digo siempre, hasta de lo peor se saca alguna cosa positiva... en este caso, reafirmar mi fe en una especie a la que por un tiempo detesté.

Y digo que por hoy ya está bien, que se me está yendo demasiado lejos la pinza y después capaz que no encuentre el camino para volver... que no sería la primera vez. Juas, juas.

Besos... estupendos seres humanos.

P.s. Que no cunda el pánico... a mi nadie me ha hecho nada, ni estoy en guerra. Estaba expresandome en voz alta, me hacía falta... pero esta guerra no me toca directamente... aunque en el futuro, quién sabe... así que voy a aprovechar mi estancia en Madrid para comprarme una armadura antigua, que me va a hacer falta, creo yo... jajajajajaja

8 Comments:

At 10 mayo, 2006 12:26, Blogger violetazul said...

Da igual donde mires, da igual donde te encuentres o donde te escondas, siempre hay por ahí algún capullo que se siente inferior y que tratará de compensar esa multitud de complejos arrojándolos contra el que tiene en frente, ya sea en forma de lecciones de moral, como de trato discriminatorio o vejaciones de cualquier tipo.
Desgraciadamente este tipo de especímenes lejos de extinguirse se reproducen con el tiempo.
Al resto solo nos queda no achicarnos, pasar olímpicamente de las innumerables sandeces que dicen, y dejar el resto al karma, el universo o cualquier otra variedad de creencia a la que le tengamos fé, el tema del ajuste de cuentas.
Y a dormir, que hay pocas cosas que den mayor satisfacción como el dormir sin cargos de conciencia.
Besotes

 
At 10 mayo, 2006 14:29, Anonymous Anónimo said...

Un poquito de cultura ecológica nos viene bien, después de los cuatroxcuatro adolescentes que te has marcado, tía que se te va la olla y haces una regresión.
Bueno, en realidad esta nota es para que veas que te sigo...Sawsan

 
At 10 mayo, 2006 14:48, Anonymous Anónimo said...

Hija mia:No sé de que persona hablas, ni lo que te ha dicho, pero bien fuerte debe ser, porque Tú a mi no me permites que haga una crítica de nadie haciendolo entre nosotras sin más trascendencia, pero no me cabe la menor duda que tienen que ser bien poderosos los motivos.
Solo te digo que en la vida hay que perdonar y yo solo te enseñé cosas buenas, si dentro de tu interior crees que debes hacerlo, seguro que encontrarás una gran paz que te ayudará a superar lo que yo aún no sé.
Animo hija y besitosssssss

 
At 10 mayo, 2006 16:02, Blogger Jacqueline said...

A mi también se que quitan todos los males cuando estoy de vacaciones... es mágico!
Me encantaría saber el chisme completo.
Besos

 
At 10 mayo, 2006 17:51, Blogger latietarosa said...

Si todos nos miraramos para dentro solo una cuarta parte de lo que lo hacemos otro gallo cantaría, y muchos de los conflictos de este "primer" mundo se solucionarian

un beso
Rosa

 
At 11 mayo, 2006 01:28, Anonymous Ben said...

Mi amor por ti es como el coqui , unico en el mundo , y como es el coqui de aqui es asi como yo de aqui como el coqui para ti con amor belleza Española.

 
At 11 mayo, 2006 05:26, Anonymous Anónimo said...

Mmmmmm.... Por suerte hiciste la aclaración del final, porque ya éramos varias las que estábamos preparándonos, cutter rotativos en mano, para ponernos en pie de guerra... jajaja... ¡y yo, que últimamente vengo peleadora....! jajaja!!! Estoy con algo así como "un brote tardío de adolescente peleadora". ¿Serán las hormonas, che?

El pedido de mano "vía blog" me dejó desinflada y suspirando.... ahhhh....

Menos mal que tu historia de amor se concreta, Twee... pero lamento decirte que lo nuestro... ¡es imposible!: ¿es que no nos vamos a encontrar nunca en el ciberespacio?

¿Será una señal que indica que nuestro encuentro será "en persona" durante tus vacaciones en Baires o durante las mías en PRico? jajajaja.....

¡Te extraño, Twee! ¡Y Cami te admira!

Abrazos fuertes, fuertes, fuertes. Tere

 
At 19 mayo, 2006 01:43, Anonymous Ben said...

Saludos a todos en el Blogg , en especial a mi amada twee , hoy les pido que entren a leer el periodico primera hora de PR , asi www.primerahora.com o atraves de la www.zonai.com , hay articulo que habla sobre los fondos que destinara USA hacia Hawaii para matar al coqui de alla el cual llego a traves de Boricuas de aca en los años 30 a trabajar en los campos de caña de azucar , el coqui es una especie en peligro de extincion , en todo el mundo y en donde unico puede habitar ees en el tropico , como en PR y unico lugar en el mundo y el unico 2do lugar que esta especie ha podido sobrevivir y estos norte americanos lo quieren matar , si de alguna forma lo podemos evitar hagamoslo , se lo pide un boricua que sera el esposo de Twee, gracias

 

Publicar un comentario

<< Home

Free counter